Cómo instalar suelos laminados

0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 Pin It Share 0 Filament.io 0 Flares ×
Cómo instalar suelos laminados
5 (100%) 1 vote

Los suelos laminados son uno de los muchos suelos de madera que podemos encontrar en el mercado. Una de sus grandes ventajas es su reducido precio, pero también la enorme facilidad que tiene para instalarlo, pudiendo hacerlo prácticamente cualquier persona, aunque no tenga demasiadas habilidades para este tipo de cosas.

Por supuesto es necesario seguir una serie de instrucciones, que nosotros vamos a darte hoy en este artículo, que hemos decidido titular cómo instalar suelos laminados, y que estamos seguros de que te va a ayudar muy mucho, o al menos con esa intención lo hemos hecho.

En primer lugar y antes de lanzarnos a la aventura de instalar el suelo laminado debemos de tener en cuenta varias cosas de gran importancia;

  • Los metros cuadrados de superficie en los que queremos instalar un suelo laminado
  • El tipo de suelo sobre el que vamos a instalar el nuevo suelo
  • Tener en cuenta y siempre presentes las columnas y rincones que hay en la estancia

Prepara la superficie y coloca el material aislante

Una de las grandes ventajas que tienen los suelos laminados es que podemos colocarlos prácticamente sobre cualquier superficie, ya sea esta cerámica, PCV o cemento. Eso sí, si vas a colocarlo sobre cemento deberemos de aplicar antes de nada una masilla niveladora para evitar problemas posteriores que suelen ser de lo más habitual.

El primero paso para comenzar con la instalación de nuestro suelo laminado es preparar la superficie sobre la que lo vamos a colocar. Para ello deberemos de quitar rodapiés, reparar desconchones y sobre todo barrer y aspirar bien toda la superficie para que a la hora de colocar el suelo laminado este quedé perfectamente nivelado y asentado.

Ahora deberemos de colocar una base aislante, que se pueden comprar en cualquier tienda especializada, y que existe de muchos tipos dependiendo de la superficie y de lo que estemos buscando. Por ejemplo si la superficie original tiene mucha humedad deberemos de comprar un aislante especial preparado para este tipo de superficies. También podremos adquirir un aislante térmico o acústico dependiendo una vez más de nuestras necesidades.

Como consejo a la hora de colocar el aislante debemos de decirte que debes de evitar las juntas del aislante y las lamas del suelo laminado que después colocaremos coincidan y se junten. Si colocamos el aislante en perpendicular a como colocaremos después las lamas, este problema estará solucionado.

Colocar el suelo lamiando paso a paso

Paso 1

El primer paso, y tal vez el más importante, pasa por colocar la primera pieza después de que hayamos colocado cuñas, de unos 8 milímetros, por todo el perímetro de la habitación, asegurándonos de dejar el espacio necesario para la junta de dilatación que jugará un papel muy importante.

Debes de tener en cuenta que la primera y la última lama o pieza que vayamos a colocar deben de ser iguales.  Todas las piezas que necesiten un corte, deberás de hacerlo con una sierra de calar. No importa si los cortes no son perfectos ya que van a ir tapados con el perfil o con el rodapié.

Coloca la primera fila de lamas, recordando en todo momento respetar el espacio de 8 milímetros del que ya hemos hablado.

Imagen de la colocación de un suelo laminado

Paso 2

Debemos de seguir colocando lamas. De encontrarnos con obstáculos como puede ser una columna, debemos de cortar la pieza para lo que podemos ayudarnos de una plantilla de formas que nos permitirá cortar con mayor facilidad y seguridad.

Otra buena opción pasa por colocar la pieza en su sitio, asegurándose de que la cuña para respetar la junta de dilatación está en su sitio, y cogiendo una escuadra marcar la lama para después cortarla.

La transición entre suelos, una dificultad que debemos salvar

Transición entre suelos

Una de las dificultades que nos vamos a encontrar a la hora de colocar un suelo laminado, y prácticamente cualquier tipo de suelo, es la transición entre suelos. Evidentemente este problema se nos presentará siempre y cuando vayamos a instalar el suelo en varias habitaciones.

En primer lugar debemos de tener en cuenta las formas y las alturas de los cercos que nos vayamos encontrando. Además es imprescindible conseguir cortes exactos, para lo que deberemos de apoyar una tabla sobre el marco de la puerta que nos sirva de ayuda, y con un serrucho serraremos en plano a ambos lados. Recuerda que debemos de colocar el aislante en todos los casos.

Por último con la ayuda del formón y el martillo rebajaremos los restos del corte para poder dejarlos perfectos. El último paso como ya te estabas imaginando es probar las piezas que hemos cortado para que no se note la separación y con ello la transición entre suelos quede inmaculada.

Cómo encajar las lamas del suelo laminado

Ya hemos dicho en varias ocasiones a lo largo del artículo que colocar un suelo laminado no es demasiado complicado, a poco que seamos curiosos y mantengamos un orden. Encajar las lamas forma parte del proceso de colocación del suelo laminado y para ello bastará con hacer únicamente un movimiento de 45 grados y bajar con el fin de evitar que las piezas se abran.

La gran ventaja del sistema de colocación de los suelos laminados es sin duda alguna que no tenemos que usar cola ni ningún otro material para pegarlas entre sí o darles sujeción.

Cómo colocar el rodapié y los perfiles

El rodapié es un elemento decorativo que no debe faltar en ninguna estancia de tu casa, pero además jugará un papel imprescindible a la hora de colocar un suelo laminado ya que será el encargado de tapar la junta de dilatación que hemos dejado alrededor de todo el perímetro de la habitación.

Colocar un rodapié no es demasiado complicado, y tan solo deberemos de cortarlo con cierto cuidado, tomando con precisión las medidas. Además debemos de tener en cuenta que si nos encontramos con un ángulo de 90 grados, deberemos cortar a inglete dos ángulos de 45 grados para que quede perfecto.

Para fijar el rodapié bastará con aplicar un pequeño cordón de adhesivo de montaje o bien utilizar cola blanca de carpintero, aunque es mucho más recomendable el primer método ya que no tendremos que marcharnos, ni manchar, y tampoco estar pendiente de que se pueda despegar.

El último paso para finalizar la obra será colocar los perfiles, utilizando los diferentes tipos que existen.

¿Preparado para instalar tu mismo el suelo laminado que has comprado?. Cuéntanos tu experiencia instalando suelo laminado en el espacio reservado para los comentarios de esta entrada o bien a través de alguna de las redes sociales en las que estamos presentes.

Related Post

Villamandos

Asturiano, orgulloso gijonés para mas señas, 33 años. Ingeniero Técnico en Topografía de profesión, un enamorado de las nuevas tecnologías y todo lo que rodea a la red de redes, además de alguien muy interesado en el bricolaje. Puedes seguir mis locuras, comentarios e ideas originales en mi perfil de Twitter.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *